¡Maximiza tus beneficios como arrendador!

 

DESCUBRE CÓMO LOS DISTINTOS TIPOS DE ALQUILER AFECTAN A TU DECLARACIÓN DE LA RENTA.

 

Lo primero y más importante, según la normativa foral de Gipuzkoa, existen tres tipos de alquileres, cuya tributación presenta diferencias muy significativas:

  1. Alquileres procedentes de vivienda habitual: Se tributa en la renta del ahorro (tipo máximo del 25% en Gipuzkoa), por la diferencia entre los ingresos del alquiler, un 20% de gastos (independientemente de los gastos reales que se hayan tenido) y los intereses pagados por la hipoteca:
    BASE IMPONIBLE = INGRESOS – 20% DE LOS INGRESOS EN CONCEPTO DE GASTO – INTERESES
  2. Alquileres procedentes de alojamientos turísticos: Se tributa siguiendo la misma fórmula que los alquileres procedentes de vivienda, pero en la renta general al tipo máximo del 49% en Gipuzkoa.
  3. Alquileres no procedentes de viviendas: En este caso se tributa por la diferencia entre los ingresos y los gastos reales asociados al inmueble que hayas tenido (intereses, conservación, amortización…), en la renta general al tipo máximo del 49% en Gipuzkoa.

CONSEJO: Antes de adoptar cualquier tipo de decisión de inversión, ten clara su consideración como base imponible general o del ahorro, ya que podrías llegar a pagar el doble de lo estimado inicialmente. Además, ten en cuenta que siempre tendrás la posibilidad de constituir una sociedad para canalizar tus inversiones inmobiliarias, teniendo potenciales ventajas fiscales muy significativas.

EJEMPLO: Ten cuidado a la hora de decidir si destinar tu vivienda a vivienda habitual o alojamiento turístico, ya que de ello dependerá que los rendimientos se integren en la base general o en la del ahorro. Dependiendo de tu situación personal, esto podrá acarrear una carga impositiva de hasta el doble.

Si quieres realizar un estudio de la fiscalidad antes de plantearte tus opciones de inversión, cuenta con ELKAR ASESORES.